Fuente informativa: www.lagloriaodevoto.com.ar

“Hay que sacar la cabeza de abajo del agua”

Una de las figuras de Douglas en la caída del domingo ante Juventud de Gualeguaychú, Sergio Suárez, charló con La Gloria o Devoto y expresó lo que siente el plantel rojinegro en este momento adverso. Para “Checho”, al equipo no le faltan actitud ni ganas, aunque es consciente que atraviesan una racha tremendamente negativa que no les permite salir a flote. Por eso, el juvenil de la cantera avisó que irán a Salta a buscar los 3 puntos con Gimnasia y Tiro, el líder, y aseguró que van a escaparle a este mal trance. 

Desde el regreso de Gabriel Nasta al banco de Douglas, Sergio Suárez fue llamado enseguida por el DT en uno de los primeros entrenamientos: “Lo que charlábamos era que no me veía picante como había terminado el torneo pasado y que me ponga a punto como había terminado el torneo pasado para darme la posibilidad”, explicó el jugador, que confesó el sentimiento de entrenar y no ser convocado: “Es muy difícil, juega mucho el apoyo de la familia, uno llega con la cabeza gacha, desmoralizado, y ellos te apoyan y te dicen que la oportunidad ya va a llegar y eso aporta muchísimo”.

Sin embargo, el pasado domingo, el “Flaco” volvió a confiar en él, y “Checho” fue de las figuras del equipo ante Juventud de Gualeguaychú: “Hubiera sido lindo ganar, hubiera sido positivo, pero en lo personal me fui conforme más allá de que me erré un gol fácil, pero es parte de la experiencia. Revisé varias veces el partido y las jugadas, pero es falta de experiencia. Espero poder sumar minutos para agarrar más confianza”, manifestó.

El instante que atraviesa el rojinegro en el Federal A es incómodo ya que marcha como colista en las posiciones: “Es difícil, es un momento psicológico, todo el tiempo intentamos y empujamos y eso fruto de empujar, actitud para ganar los partidos no nos falta, nos falta decidir mejor, yo creo que nos falta una cuota de suerte y una vez que se abra el arco los resultados van a llegar y vamos a mejorar”, indicó Suárez, que aclaró que no se sienten asfixiados: “No, presión no. Nosotros trabajamos todos los días para esto, en mi caso fue falta de experiencia, eso se tiene que trabajar y aceptar”.

Por eso, el delantero surgido de la cantera del club analiza el vaso medio lleno: “La experiencia en esta categoría pesa, pero eso no es excusa, hay que sacar la cabeza de abajo del agua, hay que verle el lado positivo, estamos en un proceso de ganar experiencia, somos un proyecto a futuro, siempre la derrota es por un detalle, es un proyecto a futuro, estamos bien, somos todos pibes”, aseguró.

El viernes, el “Milan de Pergamino” viajará a Salta a medirse con el líder, Gimnasia y Tiro, y Sergio lo palpita: “A esta altura lo único que sirve es ganar, queremos traer los tres puntos a casa, vamos a ir para eso”, avisó, y en el cierre se refirió a lo individual, aclarando que ahora no quiere largar la camiseta: “No, esto es trabajar todos los días. Me costó mucho estar en el plantel, tuve que trabajar todos los días para tener esta oportunidad, hay que trabajar todos los días, todos queremos jugar, por eso hay que seguir metiéndole porque todos queremos jugar”.

 

VOLVER A PRINCIPAL